Nuestra Historia

A principios de 1966, dos compañias; Plastic Peruana SA y Lanificio del Peru SA, realizaron estudios preliminaries para la construcción de una planta de sacos tejidos de polipropileno.

El objetivo era satisfacer las necesidades de la importante industria de harina de pescado de aquella época.

La planta se situó en la entonces nueva zona industrial en Trujillo, a 560 kilómetros al norte de la ciudad de Lima. Toda la maquinaria se embarcó desde el Reino Unido en diciembre de 1967 y llegó al Perú un mes más tarde.

La inauguración oficial se llevó a cabo el 25 de mayo de 1968. Algunos meses más tarde, a principios de setiembre de 1968, se lograron obtener grandes pedidos de sacos para sal, fertilizantes, minerales, arroz, algodón, tortas de semillas aromáticas y de tejido de polipropileno para muebles. Por primera vez en el mundo, se fabricaban sacos tubulares de polipropileno.

Actualmente la planta industrial de Trujillo ha experimentado una modernización total.

Hoy en día NORSAC cuenta con seis modernas líneas de extrusión, capaces de producir hasta 1000 TM mensuales. Asimismo, tiene un centenar de telares Starlinger y Sultzer que son capaces de producir más de 300,000 sacos y 90,000 metros de tela plana diariamente.

Del mismo modo, producimos cinta y rafia fibrilizada, big bags o maxi sacos, sacos leno o malla, agrotextiles o telas “ground cover” y cordel trenzado. Todo dentro de nuestras amplias y cómodas instalaciones sobre un terreno de más de 28,000 metros cuadrados.

En NORSAC valoramos a nuestros clientes y tenemos con ellos un inquebrantable compromiso; es por esto que estamos en una constante renovación de tecnología a nivel mundial. Esto último, y nuestro imparable esfuerzo, ha convertido a NORSAC en el principal fabricante de sacos y telas de polipropileno en el Perú.